Jun 12

Parece que no he hecho nada con Kora en las últimas dos semanas. No hay commits nuevos en el repositorio ni apenas escribo.

Y en parte es verdad. No es que me haya matado a trabajar en el proyecto, pero sí he estado haciendo cosillas. Han sido las dos últimas semanas del curso y he tenido que hacer y entregar varias prácticas. También he sufrido en mis propias carnes lo apañaos que son los funcionarios de la ITV y he tenido que hacer papeleos para la Erasmus del año que viene.

De todas formas, he estado preparando junto con mi tutora un artículo que vamos a mandar al Tecnoneet (y sigo con ello). Además, he seguido peleándome con la parte domótica del servidor. Hemos conseguido ya algún avance menor y hemos estado probando OpenRemote. Al final, esta biblioteca no es ni mucho menos la panacea, y queramos o no, vamos a tener que pelearnos con Calimero. Aprovecho para comentaros que:

El que diseñó la API de Calimero merece morir empalado.

La biblioteca está requeteprobada y a pesar de ser una alpha desde 2008, tiene pinta de ser estable y funciona. Pero es un infierno trabajar con ella: apenas hay documentación, los nombres de las clases y los métodos son nada descriptivos, para cada cosa hay que trabajar de una forma distinta y lo peor de todo: está muerta. Menos mal que los de OpenRemote le han aplicado algunos parches y tienen el código abierto. Solo esperamos poder engancharlo todo con BlueRose para septiembre. La verdad es que al final me va a dar lástima irme a Alemania y no poder seguir trabajando en esto, que me está interesando bastante.

Por cierto, me he abierto una cuenta de tuiter: @gskbyte.